¿Qué es la innovación y cómo puedo promoverla en mi empresa?

innovacion

Si hay un concepto repetido este último año es que la innovación nos ayudará a salir adelante. No obstante, cabe precisar en qué consiste dicha noción.

Hoy hablaremos sobre la innovación dentro de la organización; además, acerca de los beneficios que ello reporta a la competitividad de la empresa y a los colaboradores para retener y reconocer al talento.

¿Innovación es igual a tecnología?

Normalmente se asocia la innovación a lo tecnológico, pero ello no es del todo cierto.

La innovación es el impacto que tiene un cambio en la experiencia de uso, es decir, cualquier cambio que beneficie al usuario de ese producto, proceso u objeto.

No siempre la innovación viene de la mano de la tecnología disruptiva; a veces se relaciona con asumir un nuevo enfoque o usar una técnica diferente para mejorar un producto ya existente.

En un mundo en constante cambio, contar con esta habilidad permite crear ventajas frente a la competencia, y lograr que la empresa sea una organización sana y en constante evolución.

4 tipos de innovación

  • Marginal: pequeños cambios para incrementar el valor de un producto o servicio. Se produce con más frecuencia dentro de las empresas. Consiste en realizar pequeñas innovaciones para que el producto o servicio resulte más atractivo.
  • Incremental: implica añadir características o mejoras a un producto, es decir, agregarle más funcionalidades. Por ejemplo, incorporar en los smartphones la cámara delantera.
  • Disruptiva o radical: Significa crear una propuesta de valor desde cero. Tiene un gran impacto, ya que resuelve un problema que no se había detectado en la empresa.
  • Abierta: consiste en importar nuevos procesos gracias a la cooperación externa. Dicha innovación está cada vez más difundida, ya que se centra en sumar capacidades promoviendo un flujo interno y externo del conocimiento. Por ejemplo, desarrollar softwares de código abierto, en los que la gente puede colaborar para mejorarlos.

¿Cómo promover la innovación en tu organización?

La innovación va estrechamente ligada a la gestión del cambio. Si tu objetivo es añadir este valor o acción a tu cultura organizacional, debes establecer un plan y promover un ambiente donde se permita la prueba y el error.

Asimismo, es importante aceptar y promover que todos los colaboradores puedan plantear ideas que contribuyan a la mejora de la empresa y de sus productos o servicios.

En el ADN de tu empresa, debe incorporarse que toda idea, independientemente de quién la proponga, debe ser escuchada y analizada. Ello es necesario, ya que a veces personas que están en otros equipos pueden aportar ideas que no están asociadas con su trabajo diario.

A continuación, presentamos algunas pautas que te pueden ayudar a mejorar la innovación en tu empresa:

  • Crea espacios y tiempos para que los colaboradores puedan realizar tareas de investigación y brainstorming. Define una estrategia con objetivos y un tiempo específico para que puedan echar a andar su imaginación y abrir nuevas posibilidades de mejora.
  • Define qué necesita el cliente. Para añadir mejoras, las innovaciones deben centrarse en las necesidades reales que tiene el cliente. En este caso, funciona muy bien hablar con ellos, así como preguntarle sobre ese tema al equipo de atención al cliente, para conocer realmente cómo interactúan los clientes con el producto o servicio.
  • Comparte información con el resto de los colaboradores. Hablar sobre lo que sucede en el día a día de la organización posibilita romper barreras y pensar conjuntamente en soluciones de mejora. La pluralidad de pensamiento es un arma poderosa para “salir de la caja” y permite que una empresa sea innovadora.
  • Brinda confianza. Ello consiste en procurar que los miembros del equipo tengan libertad para expresarse, sin ser juzgados; además, en permitir que cometan errores al innovar, sin recibir luego represalias ni ser recriminados constantemente por una falla.
  • Fomenta la comunicación. Toda estrategia de innovación debe estar basada en la comunicación y la sinceridad. Es importante informar sobre los resultados de los cambios y explicar cómo han ido produciéndose. Por ello, involucra al equipo y luego bríndales el feedback de lo que ha sucedido, así el resultado haya sido bueno o malo.
  • Recompensa las buenas ideas. Si quieres que el equipo participe en una estrategia o jornada de innovación, es necesario que reconozcas el esfuerzo que hacen y que les brindes crédito a las personas que han aportado buenas ideas. El reconocimiento es un motor que ayuda a continuar compartiendo ideas y a motivar al equipo.

Beneficios de la innovación en la empresa

Gracias a las innovaciones, las empresas pueden brindar a sus negocios impulsos decisivos que pueden suponer la supervivencia en un mercado competitivo y ferozmente disputado.

Por ejemplo, empezar a analizar cómo mejorar el producto y cómo encaja ello en las necesidades puede ayudar a descubrir nuevos mercados para empezar a comercializar allí.

A continuación, te presentamos algunas de las ventajas de la innovación de procesos:

1. Alta rentabilidad a medio y largo plazo, ya que la innovación suele reducir los tiempos de producción y digitaliza tareas, reduciendo el tiempo invertido por los profesionales.

2. Mejora de la productividad y efectividad del equipo. En cuanto se supera la curva de aprendizaje de los cambios, se ve un aumento de la eficacia y productividad. Una situación similar se produce en el departamento de Recursos Humano al usar por primera vez un ATS.

3. Reducción de la pérdida económica, debido a la estandarización, protocolización y automatización de los procesos luego de implementarse las modificaciones.

4. Optimización de los procesos de toma de decisiones al usar la tecnología para monitorear la innovación, ya que el responsable puede revisar en tiempo real los resultados y cruzarlos con otros datos para analizar mejor el cambio.

5. Mejora en la satisfacción del cliente. Cualquier cambio positivo en la experiencia del consumidor con el producto o servicio ya será una mejora en su satisfacción. Por otro lado, al formar parte de una empresa innovadora y abierta, cuando el cliente se contacte con el equipo de atención, este responderá de forma idónea.

Ahora es el momento de empezar a introducir estos cambios en tu estrategia y cultura organizacional, con el fin de poder hacer frente a los retos actuales.

Debes motivar a tus colaboradores para que puedan seguir aportando ideas, participar activamente en la supervivencia de tu empresa y estar orgullosos de pertenecer a ella.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *